domingo, 23 de agosto de 2009

LeCool. Una guía insólita de Madrid


Lecool. Una guía insólita de Madrid
VV.AA.
LeCool, 2008
257 pp.

¿Pero quiénes se han creído que son? ¿De qué van esta gente de LeCool? ¿Pero qué tipo de guía es esta? ¡por favor!...


VV.AA.
Le Cool, 2008
257 pp.






Publicado por Pablo Strubell

¿Pero quiénes se han creído que son? ¿De qué van esta gente de LeCool? ¿Pero qué tipo de guía es esta? ¡por favor! ¿Creen que con su diseño rompedor e inusual, su desenfadado estilo y radical enfoque nos iban a convencer? Porque, ¿qué se puede esperar de una guía turística que no trae ni mapas ni información de transportes, que no menciona horarios de los lugares de interés a visitar ni información alguna de cómo llegar a ellos? Por no detallar, ni detalla los precios de los restaurantes o museos recomendados…

A primera vista, esta es, sin duda, la anti-guía, una tomadura de pelo. Ni es clara, ni ordenada, ni funcional, ni tiene mapas, ni indicaciones sobre cómo llegar a los lugares mencionados ni horarios…. Algo que, lejos de ayudar al viajero, le entorpece. Eso sí, fotos, dibujitos, gracietas a raudales… Parece que sea otro de tantos productos en los que prima la forma antes que el fondo.

Pero la realidad es que, siendo verdad todo esto, la guía no defrauda. No, no sólo no lo hace sino que desconcierta, sorprende y agrada a poco que se examina con profundidad. Y lo hace por la sencilla razón de que su contenido es realmente acertado, y está a la altura de su rompedor diseño. Porque ésta es una guía que no se debe juzgar superficialmente: hay que entrar en ella, analizarla, ojearla con detalle. Sólo entonces se notará que la selección e investigación de lugares destacados se ha hecho con rigor, cariño y sin prisas. Sin caer en los tópicos ni en aquellos sitios que, de tan manidos y mencionados en tantas guías, ya no aportan nada al lector ni diferencian unas de otras. Su aspiración y logro es descubrirnos un Madrid diferente, menos trillado que el de los habituales circuitos turísticos.

Dividida en 10 secciones (Beber, Comer, Calles Ilustradas, Shopping, Cultura, Relax, Dormir, Entrevistas, Otro Madrid y Sexo) sus páginas son un alarde de diseño arropando las diferentes recomendaciones que, es cierto que algo desordenadamente, van apareciendo en ellas. Fotografías, collage, dibujos e ilustraciones acompañan los textos, los enmarcan, convirtiendo cada hoja en una pequeña obra de arte, una guía de referencias estéticas y sensoriales. Es, por ello, que resulta una guía muy entretenida y divertida de leer, de ojear.

Pocas pueden presumir de eso. En esta guía se disfruta tanto del contenido como del continente. De sus diseños y de sus textos. Y es que son varios los autores que acercan los diferentes rincones de la ciudad al lector, cada uno con su estilo y enfoque. Lo mismo ocurre con los ilustradores, reflejando en las páginas cada uno su heterogénea personalidad. De hecho, muchas de las reseñas de los lugares son casi insultantes: no hablan del lugar, ni de cómo es, ni de su apariencia, ni de la gente que lo frecuenta. Se permiten esa frivolidad que, a la vez, invita al lector a curiosear, a averiguar, a probar suerte, dejando un interrogante sobre cómo será realmente un lugar, tan diferente eso de aquellas guías que, buscando la máxima precisión, eliminan el factor sorpresa de la visita…

Es cierto que no es una guía para todos. De hecho, su público objetivo está muy bien definido: gente joven, de nivel adquisitivo medio y alto. Es, en realidad, una guía que aspira a convertirse en el libro de cabecera de los residentes, o de aquellos visitantes que prolongan su estancia semanas o meses, y que buscan, especialmente, recomendaciones que les enseñen un Madrid que ya conocen.

Es una guía para quien gusta de estar al día, para quien quiere exprimir Madrid y sacarle el máximo jugo posible. Nos hablan por ello de lugares y negocios diferentes: Sí, de restaurantes y bares sí, pero también de los mejores kioskos de prensa, lugares desde donde ver puestas de sol, videoclubs… Como muestra de su ambición y enfoque ¿cuántas guías tienen una sección dedicada a lugares de la ciudad donde practicar sexo o hacer intercambios de pareja? ¿En qué otras se ha visto una lista tan selecta de ultramarinos chinos donde abastecerse con el mayor surtido o karaokes donde desgañitarse cantando?

Ellos se declaran líderes de guías alternativas y no será raro que lo sean: nadie hace nada parecido. Son únicos. Únicos en Amsterdam, Barcelona, Lisboa y Londres.

2 comentarios:

traveleando dijo...

Que interesante!!!
A veces las guías puede que repitan mucho. Las de Lonely Planet, por ejemplo, se me pueden volver tediosas.
Lamentablemente en Argentina no hay una enorme variedad de guías y supongo que es difícil encontrar opciones alternativas como esta (es dificil conseguir muchos libros acá).
Quería saber si hay este tipo de opción sobre otras ciudades. Por lo que leí dice de Amsterdam pero me gustaría que estuviesen traducidas al español.
Me encanta el blog!!!! Ojalá pudiera conseguir muchos de los libros que acá mencionan!

Manuela Gressler dijo...

Buenos días "traveleando"... Nos alegra saber que te gusta nuestro blog sobre "libros y viajes".

Sobre tu pregunta, por ahora sólo existen 5 títulos de las guías Le Cool: Madrid, Barcelona, Amsterdam, Londres y Lisboa.

Sólo Madrid y Barcelona están publicadas en español, las demás en inglés.

Si tienes cualquier otra duda, escríbenos. Un abrazo, Manuela